Menu

¿Por qué en otoño notamos que se cae más el pelo?

Durante el verano, el pelo ha estado expuesto al sol durante más horas, a la sal del mar o al cloro de la piscina. Debido a esta exposición la estructura del pelo cambia y se favorece su caída.

A parte de estos factores también influye la fase de crecimiento en la que se encuentre cada pelo. Cada pelo nace de una estructura que se llama folículo piloso. Cada folículo piloso puede originar de 25-30 ciclos (cada ciclo equivale a un pelo). El ciclo capilar tiene 3 fases:

  • Fase anágena: es la fase de crecimiento del pelo. La velocidad de crecimiento suele ser 1cm/mes, aunque está influenciado por el tipo de alimentación que tenemos. La mayoría de los pelos se encuentra en esta fase. Suele durar unos 3-7 años.
  • Fase catágena: es la fase de reposo. Deja de crecer el pelo, no está alimentado pero continúa anclado al folículo. Se encuentran pocos pelos en esta fase. Suele durar unas 3 semanas.
  • Fase telógena: fase de reemplazo. El pelo queda anclado al folículo durante unos 3 meses, acaba cayendo por su peso, al peinarnos o lavarnos el pelo o por el desplazamiento del pelo emergente.

Se considera una caída en torno a 100 pelos/día como normal. Todos los pelos no se encuentran en la misma fase de crecimiento por lo que cada día se caen y crecen nuevos pelos.

Suele coincidir el otoño y la fase telógena del pelo.

Tipos de caída del pelo:

  • Efluvio telógeno: se produce un paso rápido de la fase anágena a la telógena. Esto ocurre por algún desencadenante, puede ser:
    • Estrés, aunque se puede producir después de que pase el periodo de estrés. Como estado febril, infecciones, tensión emocional.
    • Fatiga
    • Algunos fármacos
    • Carencias nutricionales: de vitaminas del grupo B, vitamina A y C, zinc, proteínas, hierro…..
    • Enfermedades
    • Cambios hormonales: alteran el ciclo de crecimiento. Por ejemplo en embarazo y lactancia se vuelve a la normalidad en 6-12 meses tras el parto.

Cuando el desencadenante desaparece se revierte este tipo de caída.

  • Alopecia andrógena: sucede por la acción de los andrógenos sobre el folículo piloso. Cambia el ciclo de crecimiento y termina destruyendo el folículo piloso, no vuelve a crecer pelo.
  • Alopecia areata: se caracteriza por la aparición de círculos en los que no crece pelo. Pueden aparecer por todo el cuerpo. No se sabe la causa aunque tiene un componente inmunológico.

¿Cómo reducir la caída de pelo?

Una buena forma, es manteniendo  bien nutrido el folículo piloso; y esto se consigue fácilmente con el aporte oral de nutrientes a través de una buena alimentación y a través de la suplementación mediante preparados orales enriquecidos con vitaminas, aminoácidos y oligoelementos que podéis conseguir en la farmacia y que mejoran las condiciones de nuestro cabello.

¿Qué tiene que tener un complemento alimenticio anticaída?

  • Cistina y metionina: son aminoácidos que estimulan el crecimiento del cabello y fortalecen la queratina (componente fundamental del pelo para darle cuerpo).
  • Biotina (vitamina B8): mejora formación de la queratina.
  • Vitaminas B5 y B6: regeneran el folículo piloso y aportan brillo, fuerza y vitalidad al cabello.
  • Zinc y selenio: hidratan, protegen y reequilibran el cuero cabelludo.
  • Vitamina C: antioxidante.
  • Azufre: necesario para que nuestra piel y uñas se mantengan en buenas condiciones
  • Silicio
  • Ácido gammalinoleico: corrige las uñas quebradizas

También podemos actuar desde el exterior, con formulaciones tópicas, para frenar dicha caída.
El uso de lociones, ampollas o champús son las más habituales. Estos productos también se componen de principios activos q nutren al folículo piloso y estimulan la circulación del mismo.
A la hora de utilizarlos,  es muy importante seguir las instrucciones de cada uno en particular, porque algunos de los componentes suelen tener el riesgo de que pierdan actividad si los echamos sobre el cabello mojado.

En los últimos años quizás, la nutricosmética está más en auge, ya que por el ritmo de vida que llevamos, nuestra alimentación no suele ser la más completa en nutrientes y es necesario la suplementación, complementando los tratamientos tópicos hasta ahora utilizados, siendo muy útil para la caída de cabello estacional o androgenética.

Mediante estos complementos nutricionales, estamos cuidando nuestro cabello desde dentro, aportando las vitaminas y nutrientes necesarios para que nuestro pelo esté sano y fuerte.

Con la toma de estos suplementos dos veces al año (en primavera y otoño) durante periodos de tres meses, se obtienen resultados altamente eficaces en diversos tipos de alopecia.

En otros casos, como la alopecia androgenética, el soporte nutricional se hace obligado de forma constante para evitar así la caída del pelo.

No obstante, me gustaría incidir, como siempre, en la importancia de una dieta equilibrada, imprescindible para una salud óptima.

Así, existen una serie de alimentos que pueden proporcionarnos los nutrientes necesarios para reducir la caída del cabello:

  • Frutas: en particular las de color amarillo y naranja por su contenido en vitamina A
  • Frutos secos y germen de trigo: la vitamina E ayuda a mejorar la el estado de nuestro cabello, piel y uñas
  • El pepino por su contenido en azufre
  • Las verduras por su gran contenido en nutrientes y por su acción depurativa
  • La col y las legumbres: por contener L-cisteína, y L-metionina (aminoácidos ricos en azufre también)
  • Arroz integral y harina de avena: por su contenido en vitaminas del grupo B

Y ya para finalizar, os dejo una serie de  consejos saludables para mantener una buena salud capilar, (con información recogida con la ayuda  de los laboratorios Be+) :

Evita dietas de adelgazamiento relámpago o mal balanceadas.

Controlar los niveles de hierro, sobre todo en mujeres.

Mantener una higiene capilar y una alimentación adecuada.

Controlar el estrés y dormir 8 horas: cabello crece mientras dormimos.

Evitar el consumo de azúcares, café, tabaco, alcohol y otras sustancias tóxicas que generan en su metabolismo toxinas y radicales libres nocivos que aceleran la caída del cabello

Evitar lavar el cabello con agua demasiado caliente: el agua caliente dilata los poros y aumenta la sensibilidad del cuero cabelludo y reblandece la fibra capilar.

Evitar recogerse el cabello húmedo en moño o coleta, y los peinados bruscos: la humedad favorece el crecimiento de microorganismos que dañan el pelo. Si el cabello no está bien anclado ante cualquier tirón se cae.

Evitar lavar el cabello a diario porque  se altera el manto hidrolipídico y las células lo tienen que formar cada día y se estresan.

No abusar del secador o de la plancha: se deshidrata el cuero cabelludo y disminuye la actividad del folículo; origina un cabello seco, sin brillo y más frágil.

Evitar los tintes, decoloraciones o champús agresivos: se originan radicales libres en pelo y si se repite mucho este proceso se favorece la caída prematura.

Evitar cepillados agresivos o extensiones de cabello: perjudican el anclaje del cabello al folículo piloso.

Si estás interesado en más información, no dudes en contactar con nosotras.
Te ayudaremos a elegir el tratamiento más adecuado.

Este otoño aprovéchate de un descuento del 15% en todos los productos destinados al tratamiento de la caída capilar con el código CAPI2017 en nuestra página web. Promoción limitada

 

Share this Post!
Sobre el autor : Rebeca de Elías
Soy Rebeca de Elías, licenciada en farmacia, en la actualidad dedicada a la farmacia comunitaria como Titular en mi botica situada en un pueblo de Segovia llamado Navas de Oro, donde me siento muy feliz. Después de años de formación continuada en diferentes cursos de atención farmacéutica, decidí completar mis estudios ampliando los conocimientos en el campo de las terapias naturales; así durante 6 años estudié y me formé como homeópata y naturópata en el Real Centro Universitario María Cristina de El Escorial, para después ampliar las herramientas terapéuticas con estas terapias, con las que cada día se consiguen grandes satisfacciones en el asesoramiento de las personas que depositan su confianza en mis consejos.
Ningun comentario

Escribe un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

  Acepto la política de privacidad